17.4.12

Conversación



El Etna demandó un legítimo interlocutor, los hombres malograban su lenguaje. El Popocatépetl escuchó el llamado, y ahora responde a golpe de exhalaciones. El diálogo se hace sentir en los pulmones, y los oídos cenicientos como que oyen.

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

No fue ahí donde dejó su chancla Empédocles? ElPopo ha respondido desde hace mucho, quizá a más de un llamado. Alonso de la Veracruz reporta sus inhalaciones, antes de echar humo. Homero Aridjis situa por ahí algunos de sus personajes macabros. Pero el Popo no puede entenderse sin su dama, que casi no se menciona: Doña Rosita, la Volcana, más difícil de conquistar desde ciertos puntos de vista.
Es un placer volver a leerte!!!

5:20 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home